Share with your friends










Enviar
Por favor seleccione una página para

¡Una historia de piratas!

¡Una historia de piratas!
16/03/2015 Colegios Juan Pablo II

Tengo 4 años, soy alumna del Juan Pablo II de Parla y os voy a contar a continuación una historia que nos sucedió recientemente a todos los niños de 4 y 5 años del colegio. Sé bien que cuando la leáis os parecerá inaudita, pero debéis creerme… porque sucedió de verdad…

El otro día llegaron las profes muy enfadadas a clase porque el patio de nuestro cole estaba lleno de papeles y basura… ¡vamos, lo que se dice hecho unos zorros! Nosotros no dábamos crédito a lo que escuchábamos ya que nada habíamos hecho para que el patio estuviera sucio y así se lo explicamos a las profesoras que, pese a todo, nos miraban incrédulas.

Fue precisamente limpiando el patio cuando nos encontramos con la gran sorpresa: ¡en el arenero hallamos una botella con un papel en su interior que contenía lo que parecía ser un mensaje! La sorpresa se hizo mayúscula cuando comprobamos que quien firmaba el mensaje era nada menos que ¡el mismísimo Jack Sparrow! ¡El conocido y temido pirata del Caribe había naufragado y nos pedía ayuda para encontrar el tesoro! ¿verdad que parece de película?, ¿pero cómo podíamos ayudarle?. Los más mayores de los nuestros acababan de cumplir los cinco años. Nada sabíamos de piratas… Y sin embargo no podíamos fallarle a Jack…  Si queríamos ayudarle teníamos que esforzarnos para aprenderlo todo de los piratas; necesitábamos conocer su modo de vida, cómo pensaban, cuáles eran sus ambiciones, sus barcos… Pero debíamos hacerlo en inglés.

Nuestras profes, claro, decidieron colaborar con nuestra misión. Cada semana de aprendizaje nos permitiría conseguir una parte del disfraz de pirata para que, una vez lo tuviéramos completo, ya como verdaderos piratas, proceder a la búsqueda del tesoro.

Ya os podéis imaginar que cada semana para nosotros ha sido una gran aventura; hemos conseguido información sobre la piratería, nos han contado viejas historias de piratas, con nuestro trabajo nos ganamos la primera prenda del disfraz: el gorro, y ¡hasta conseguimos construir un barco!

A estas alturas, sabemos tanto de la vida pirata que, estoy segura, no tardaremos encontrar el tesoro de Jack Sparrow. No sabemos qué ocurrirá cuando lo encontremos, pero lo mejor es que disfrutamos como enanos a la vez que aprendemos. Tanto es así que sorprendería saber la del inglés que estamos aprendiendo sin ni siquiera darnos cuenta.

¡Hasta la próxima aventuraaaaa!

4
Shares
Share with your friends










Enviar
Colegios de la Fundación Educatio Servanda

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.